01 septiembre 2011

Año Nuevo

Toca volver. Me doy cuenta de que el blog se me va enmustiando, en verano he salido a post por mes, y no es por ser verano, que sigo siendo adicta a todo lo demás. Es solo que tengo la sensación de que no tengo nada que decir, o que nada de lo que quiero decir cabe realmente en este sitio. El blog ya no sirve para lo que servía, y ya no sé para qué sirve.

Para mí septiembre es el mes en que empieza el año. Y está siendo, como todos los principios de año pero tal vez un poco más, un momento de plantearme muchas cosas. Qué hacer a continuación, qué errores no cometer (o cometer), por dónde tirar, qué cambios efectuar. Y miro el blog, las dos, tres, diez últimas entradas, y me doy cuenta de que ya no tengo mucho que hacer en él. De que ya no es mi vía de expresión favorita, de que ya no me refleja o me dibuja o me oculta o me describe o me ayuda como antes.

No es una despedida, o tal vez lo es. Siempre ocurre que, cuando te crees que te estás yendo, alguna fuerza te empuja a quedarte un rato más. Lo cual es el motivo fundamental para que apenas avancemos, si se piensa bien.

Soy otra persona en la oscuridad. Ya no tengo nada que hacer aquí.

6 comentarios:

Carmela dijo...

Tú eres la única que puedes valorar lo que te dá el blog K, y si quieres o no seguir con él, creo que en esa decisión tenemos poco que decir desde fuera, pero si te puedo decir que me gusta leerte, aunque lo que escribas es que no tienes nada que decir ese día. Desde la primera vez que entré que fue justo antes de abrir el mío, me gustaste y me gustó tu casa en la que siempre encontré un huequito y me daría mucha pena pensar que ya no está.
Quizás, solo quizás, podrías no planterate cerrarlo, dejarlo ahí en un ladito y ese día, esa noche o ese momento en el que te apetezca asomarte y decir algo, hacerlo.Fijate que ahora escribes muy poquito, pero al menos a mí siempre me queda la espera de ese día que publicas. Pero esto es lo que egoistamente te digo yo. Lo que hagas estará bien. Pero podría ser, no??

Beso grande

Nebroa dijo...

Que aquí la que escribe y lee piensa y siente lo mismo que tú. Ya ves. Y aun así sigo rellenando espacios de letras que nada dicen de quién soy, aunque todos piensen lo contrario. No sé.

k dijo...

Carmela, por comentarios como el tuyo y por pensar que hay gente como tú, que lee sin hablar, no cierro el chiringuito, te lo puedo asegurar. Muchas gracias.

Y ahí seguimos, ¿no, Nebroa, niña? Disfrazadas de tías raras y juntando letras por el puro afán de comunicar... nada.

fishy dijo...

... o todo.

Nebroa dijo...

O la mitad de lo que hay realmente, o un cuarto de ternura, de pasión, cien gramos de lo que no se ve y dos toneladas de sinceridad. Eso sí, que puede que no contemos lo que somos, lo que hay, lo que tenemos, pero cuando contamos somos esas. Aunque sea en dos líneas. O no!?

k dijo...

Todo no, Fishy, todo no. Lo que dice Nebroa está más cerca de la verdad...